jueves, 17 de junio de 2010

Auditorías funcionales a la configuración (FCA)

Son auditorías que permiten verificar que las funcionalidades que han sido probadas de un componente de configuración han cubierto los requisitos especificados en la línea base de documentación funcional y que la documentación para el apoyo y operación es completa y satisfactoria. Es una evaluación independiente que permite determinar que un producto y su documentación cumplen con los requisitos de funcionalidad, desempeño y calidad. 
Típicamente se realiza antes de las pruebas finales o de la liberación del producto. Básicamente permite demostrar que, con base en los resultados de las verificaciones y validaciones, el producto esta listo para ser entregado. 


Lista de elementos a verificar 
Puede considerar como base los siguientes cuestionamientos:
  • ¿El código cumple con todos los requisitos documentados?
  • ¿Puede ser rastreado el requisito hasta las pruebas que demuestran que está implantado?
  • ¿Las pruebas han sido completas para cubrir la funcionalidad, interfaces y atributos de calidad requeridos?
  • ¿Todas las fallas identificadas han sido resueltas, o en su caso adecuadamente identificado como renuncias o desviaciones?
  • ¿La documentación es consistente con los requisitos y el producto final?
  • ¿Los hallazgos de las revisiones entre colegas han sido adecuadamente considerados?
  • ¿Las acciones correctivas identificadas en las auditorías han sido atendidas?
Básicamente la revisión se hace sobre muestreo de los productos y documentación considerando los elementos más críticos o problemáticos en el pasado. Por lo general esta auditoría antecede a la auditoría física a la configuración (PCA) Referencia. Westfall, Linda. Software Configuration Management audits. www.westfallteam.com