jueves, 7 de abril de 2011

10 elementos para el éxito de un proyecto

Entender y atender las necesidades del proyecto, de equipo y del cliente es fundamental para un proyecto. Naomi Karten irónicamente propone “Ten Ways to Guarantee Project Failure” en una columna de stickyminds.com


En este artículo se presentan, en forma positiva, 10 elementos importantes para contribuir al buen resultado del proyecto.

Planificación adecuada 
  • Adecuado tiempo de planificación. Reducir o eliminar el tiempo necesario para la planificación y comenzar a actuar de inmediato, puede poner en riesgo los resultados al tratar de solucionar sobre la marcha los problemas que pudieron anticiparse adecuadamente e impedir que los recursos estén disponibles a tiempo. 
  • Evaluar y gestionar los riesgos. Considerar las posibles fallas que se pueden presentar y anticipar acciones efectivas para evitarlas o controlarlas adecuadamente en caso de presentarse. Tratar de ignorar las situaciones de riesgo no evita que se presenten. 
  • Adecuada selección del equipo de trabajo. Las habilidades y conocimientos del equipo son fundamentales en los resultados, agregar más recursos no soluciona el problema y la curva de aprendizaje puede ser crítica para el proyecto. 
  • Planificar adecuadamente los tiempos y actividades. El trabajo continuo y bajo presión, por los plazos reducidos, termina agotando al equipo de proyecto y afecta los resultados.
Comunicación efectiva 
  • Considerar el involucramiento del cliente. Es importante clarificar, consultar, involucrar y asegurar que el cliente entiende lo que se está desarrollando en correspondencia con sus expectativas. 
  • Mantener información continua con la gerencia. La gerencia debe conocer la situación real del proyecto y actuar a tiempo en caso de desviación. Ocultar los problemas, con la idea de que “milagrosamente” se solucionen, no ayuda al proyecto. 
  • Mantener comunicación abierta con el equipo de proyecto. Escuchar y atender sus inquietudes, orientarlos y guiarlos hacia el resultado que se espera. 
  • Informar el estado y avances al cliente. El cliente necesita certeza de que los compromisos se están cumpliendo, pretender que se tiene avance en tiempo no incrementará la confianza en el proyecto. 
Control oportuno 

  • Controlar los cambios. Si algo se tiene asegurado en un proyecto es que habrá cambios pero no estar preparados para controlarlos y no gestionarlos adecuadamente no va a evitar que se presenten. 
  • Comparar el estado del proyecto contra los planes. Es importante identificar las desviaciones oportunamente y actuar en correspondencia de manera oportuna.